14.9.10

Presupuesto Barcelona 2022



Barcelona gasta 355.800 euros en informes olímpicos del 2022

Barcelona no renuncia a sus aspiraciones olímpicas. El Ayuntamiento invertirá 355.800 euros en la contratación de dos empresas que efectuarán los proyectos técnicos y de infraestructuras que servirán para presentar la candidatura barcelonesa para los Juegos. En el Consistorio consideran que la meta del 2022 es un proyecto a largo plazo y la crisis actual no tiene por qué dejar a la ciudad fuera de juego, a pesar de que muchos proyectos se hayan paralizado a la espera de tiempos económicos mejores.

De hecho, el Ayuntamiento no ha dejado de trabajar en los Juegos desde que se anunciaron el pasado mes de enero. "Sería un error letal no tirar adelante este proyecto", dijo el alcalde Jordi Hereu durante la constitución del consejo territorial de la candidatura Barcelona-Pirineu 2022. Los dos estudios –licitados por 185.000 y 170.800 euros y que han recibido una única propuesta económica cada uno– formarán parte del plan director que verá la luz el próximo octubre y que está elaborando la oficina técnica. Estos proyectos, según un portavoz municipal, son los trabajos previos que deberán fijar las futuras bases del dossier de la candidatura que se presentará ante la asamblea del Comité Olímpico Español (COE). Una reunión que previsiblemente se celebrará en enero del 2013. Será entonces cuando el COE se decida entre Barcelona o Zaragoza y dé continuidad internacional a una de las dos ciudades candidatas.

El primero de los informes encargados por BSM –la oficina técnica depende de esta empresa municipal de manera temporal– debe establecer y determinar los equipamientos e infraestructuras que serán necesarios para poder desarrollar los Juegos Olímpicos y Paralímpicos de invierno. Este proyecto también tiene que definir los aspectos técnicos y específicos de las futuras instalaciones que deberán ubicarse en las sedes de competición y entrenamiento, o las villas olímpicas y edificios de la organización.

El segundo de los estudios servirá para complementar los cuestionarios que deberán presentarse ante el COE y confeccionarán el dossier para la candidatura. Como condición, el pliego de cláusulas obliga al licitador a identificar aquellas instalaciones que tendrán más impacto y proponer medidas para minimizarlo. En este sentido, recomienda "incluir todos los últimos avances en materia de sostenibilidad económica y medioambiental".

Fuentes municipales explican que la ambición por volver a ser ciudad olímpica seguirá materializándose en los próximos meses, cuando se encarguen nuevos proyectos mucho más específicos. En ellos se analizará todos los aspectos relevantes para la celebración de los Juegos.

FUENTE: La Vanguardia

Articulo completo